Viva la Solidaridad y la fraternidad entre los pueblos. Cuba y Venezuela necesitan de nosotros
Justo Cruz
Viernes, 27 de Septiembre de 2019

Justo Cruz*/Foto Virgilio Ponce

Por Justo Cruz*/Foto Virgilio Ponce -Martianos-Hermes-Cubainformación.- El cinco de abril de presente año el Departamento del Tesoro de Estado Unidos sancionó a 34 barcos y dos empresas venezolanas por enviar petróleo a Cuba.

 

Esas sanciones afectaron a 34 buques a los cuales Estados Unidos bloqueó toda transacción bancaria y a dos empresas navieras, Ballito Bay Shipping Incorporated, con base en Grecia, y ProPer In Management Incorporated con sede en Liberia, por su vinculación con el barco Despina Andrianna.

El “delito” cometido fue haber transportado petróleo venezolano a Cuba a principio del presente año.

En el mismo mes de abril el Departamento del Tesoro del Gobierno de EE.UU. sancionaba a 4 compañías con sedes en Liberia e Italia y a nueve cargueros con bandera de Italia, Malta, Grecia y Panamá.

En el mes de mayo dos empresas navieras con sede en la Islas Marshall y la segunda con sede en Liberia también fueron víctimas de esas sanciones por el mismo “delito”, haber transportado petróleo de Venezuela a Cuba.

Los días 11 y 12 de septiembre el presidente de los Consejos de Estado y de Ministros, Miguel Díaz-Canel comparecía en la Mesa Redonda ante el pueblo de Cuba para informar acerca de las medidas que debía adoptar el país ante la carencia de algunos combustibles debido a la persecución, las amenazas y el chantaje de las que están siendo víctimas las empresas que transportan petróleo a Cuba.

El ministro de economía de Cuba señalaba en su intervención también en la Mesa Redonda que estaban trabajando de manera “proactiva para buscar los recursos que garanticen los principales renglones de la economía” e insistió en “la necesidad de administrar bien los recursos para que no se paralizara el país”. Aunque afirmó que el país no va a funcionar al ciento por ciento aseguró que no se iba a paralizar. “Vamos a disminuir la producción de acero; durante 20 o 15 días, hay que aguantar esos niveles productivos, que después habrá que recuperar”, aseguró.

Según el ministro, como consecuencia de esas medidas el Estado cubano se verá obligado a reducir algunos niveles de actividad en la esfera de la salud, la educación, en los renglones productivos y otros servicios básicos a la población, etc.

Ambos mandatarios aseguraron que la situación de ahora no era comparable con las situación vivida en los años 90 durante el periodo especial y que se trataba de una cuestión coyuntural porque para el mes de octubre habría una situación diferente con el arribo a puertos cubanos de buques de combustible. Sí reconocen que el cerco a Cuba se puede cerrar más y el contexto internacional en estos momentos tanto dentro como fuera del país es muy complejo.

Otra vez es el pueblo de Cuba es quien debe sufrir las consecuencias de un bloqueo, económico, financiero y comercial por parte de una súper potencia que dura ya casi seis décadas.

Está más que claro que los Estados Unidos ante la imposibilidad de derrotar al gobierno legitimo de Venezuela por la vía de un golpe de estado o del aislamiento económico, financiero y comercial busca ahora seguir asfixiando la economía cubana recrudeciendo el asedio, persiguiendo a toda empresa, entidad bancaria y financiera y a los estados que desafíen esa política.

Resulta inconcebible que el gobierno de Estados Unidos en complicidad con otros gobiernos siga actuando tan impunemente limitando cada día más el derecho de los cubanos a los servicios de salud, de educación, al derecho a alimentarse como corresponde sin que las organizaciones internacionales, cuya tarea es velar porque se respete la soberanía e integridad de los pueblos, puedan hacer algo para evitarlo.

El bloqueo impuesto por Estados Unidos ha ocasionado graves daños al sistema de salud cubano, daños superiores a los dos mil 500 millones de dólares. Esa política hostil e inhumana genera dificultades en la adquisición de medicamentos, reactivos, equipos médicos y piezas de repuesto y otros insumos necesarios. Por otra parte está el impacto ocasionado por el constante robo de cerebros y de mano de obra especializada de este sector a través del conocido programa de Parole para Profesionales Médicos Cubanos.

Una vez más el Gobierno de  EE.UU. pretende destruir la Revolución Cubana y la Bolivariana de Venezuela mediante la asfixia económica, el sufrimiento de las familias, carencias y vicisitud.

¿Hasta cuándo los pueblos de Cuba y Venezuela tendrán que soportar tanta injusticia por parte de ese Gobierno?

¿Cómo es posible que el mundo sigue sometiéndose a los dictados de una política tan descabellada e inhumana?

Cuba a pesar del bloqueo sigue obteniendo logros significativos en su sistema de salud reconocidos por instituciones y organizaciones internacionales. Al cierre del 2018 el país alcanzó con 4,0 por cada mil nacidos vivos la tasa de mortalidad infantil más baja de su historia, Estados Unidos 5,9. De acuerdo con estadísticas oficiales un bebé en Cuba tiene más probabilidades de sobrevivir de las que tendría si naciera en Estados Unidos.

El ministerio de salud anunció hace algunas semanas que casi el 80 % de los niños con leucemia en Cuba han sido curados de ese tipo de cáncer, el más frecuente en la infancia en el mundo.

Entre el 1990 y el 2011, en el llamado periodo especial, la isla atendió a más de 26 mil infantes de Ucrania, Rusia y Bielorrusia, víctimas de la explosión ocurrida en la central nuclear en Chernóbil. Casi 30 años después de que Fidel Castro recibiera al pie de la escalerilla del avión al primer grupo de 139 niños, un reciente acuerdo firmado entre el Ministerio de Salud de Cuba y el Gobierno ucraniano posibilitará reanudar el programa de atención a esas víctimas.

En los últimos 55 años Cuba ha realizado 600 mil misiones en 164 naciones, en las que han participado más de 400 mil trabajadores de la salud. Entre las principales misiones médicas realizadas están la lucha contra la epidemia del ébola en África el programa de la lucha contra la ceguera de las misiones “Barrio Adentro” en América Latina y el Caribe, la lucha contra el cólera en Haití y la participación de 26 brigadas del Contingente Internacional de Médicos Especializados en Desastres y Grandes Epidemias 'Henry Reeve' en Indonesia, Pakistán, Ecuador, México, Perú, Chile y Venezuela, entre otros países. En Cuba se han formado de manera gratuita más de 36 mil profesionales de la salud de otros países.

¿Cómo es posible que un país tan solidario, tan internacionalista esté condenado a seguir sufriendo los efectos de la política inhumana del Gobierno de Estados Unidos y sus aliados?

Nuevamente el Gobierno cubano se ha visto obligado a tomar una serie de medidas para contrarrestar el recrudecimiento del bloqueo, estás medidas afectan fundamentalmente al sistema de salud cubano.

El 13 de septiembre, la ONU celebraba el vigésimo aniversario de la Declaración y el Programa de Acción sobre una Cultura de Paz mientras que los Estados Unidos delante de sus propias narices sigue desarrollando una Cultura de Guerra.

En el caso específico de Cuba y Venezuela siguen violando constantemente los principios de soberanía, integridad territorial, independencia política y de no injerencia en los asuntos que son esencialmente jurisdicción interna del estado y pueblo cubano y venezolano, de conformidad con la Carta de las Naciones Unidas y el derecho internacional.

Si está estipulado que debido a los poderes conferidos en su Carta y su carácter internacional único, las Naciones Unidas pueden tomar medidas ante los problemas a los que se enfrenta la humanidad, entonces cabe hacerse la preguntas siguientes, ¿qué está haciendo las Naciones Unidas para mantener la paz, la seguridad y el derecho internacional en el caso de Cuba y Venezuela?

Bajo condiciones de bloqueo económico y financiero es prácticamente imposible para una nación como Cuba y Venezuela materializar sus planes y programas de desarrollo a corto y largo plazo. ¿Qué está haciendo las Naciones Unidas para que se crean las condiciones que permitan lograr un desarrollo económico, ecológico y social sostenible en esas naciones?

Hace apenas unas semanas la Alta Representante de la Unión Europea para Asuntos Exteriores y Política de Seguridad y Vicepresidenta de la Comisión Europea, Excma. Sra. Federica Mogherini, en ocasión de su visita oficial a Cuba afirmaba, cito, “El bloqueo es una medida que pertenece a otro siglo. Ahora las prioridades son el diálogo y la cooperación, desde luego el bloqueo es un obstáculo que tiene que terminarse. Sus efectos extraterritoriales son ilegales.”

El embajador de la UE en La Habana Alberto Navarro por su parte en entrevista con AFP exclamaba. "Estamos en el mejor momento de la relación entre Cuba y la Unión Europea de los últimos 25 años. Antes estuvo estancada durante 20 años, de 1996 al 2016, por la Posición Común de la UE, y desde 2016 nos hemos encontrado con mucho respeto".

Mientras ambos representantes manifiestan claramente su desacuerdo con la política de la administración estadounidense hacia Cuba, la realidad que está viviendo la Isla en sus relaciones económicas y comerciales con la Unión Europea es totalmente distinta. Cada día son más los bancos y empresas que se someten a los dictados del Departamento del Tesoro de EE.UU.

Según la ONG suiza MediCuba el banco suizo PostFinance se negó a realizar transacciones de pago a Cuba por temor a ser sancionado por violar las regulaciones del bloqueo. Debido a esta medida MediCuba no podrá seguir suministrando equipos y materia prima a la isla para producir medicamentos.

Es un escándalo que la Unión Europea, por un lado apoye financieramente proyectos humanitarios con Cuba y por otra parte permita que una entidad financiera se niegue a realizar transacciones hacia ese país lo cual constituye una clara violación de las legislaciones vigentes para garantizar un comercio justo y equitativo con terceros países.

El banco francés Societé Generale también violó las legislaciones vigentes en Europa cuando se comprometió a pagar 717 millones a las autoridades federales de EE.UU. y 162,8 millones a la oficina del fiscal de Nueva York por supuestamente violar desde 2004 hasta el 2010 “intencionada y conscientemente las sanciones económicas estadounidenses relacionadas con Cuba, especialmente la Ley de Comercio con el Enemigo".

Si hace apenas unos años la Unión Europea perfeccionó sus instrumentos de defensa comercial de entidades financieras y empresas para garantizar un comercio justo y equitativo protegiéndolas ante los daños que puedan causarles otros países o entidades extranjeras, ¿cómo es posible que se permita este tipo de violaciones?

Si la UE es la responsable de la política comercial de sus países miembros y es la encargada de negociar los acuerdos para ellos, ¿Cómo es posible que permita que se siga violando regularmente el Decreto Nr. 2271/96? El mismo establece que, cito: “Empresas y personas naturales no están obligadas a someterse a las disposiciones del bloqueo de EE.UU., si lo hacen entonces es la obligación de sus países miembros de actuar. Cada Estado miembro es el que determinará las sanciones que deban imponerse en caso de vulneración de cualquier disposición pertinente del mismo".

En estos momentos actuales en los que las máximas autoridades de Cuba han convocado al pueblo a pensar como país, no debemos olvidarnos en otras partes del mundo de uno de los valores más reconocidos y arraigados en la idiosincrasia nacional cubana, la Solidaridad.

No podemos olvidar jamás que Cuba necesita de nuestro apoyo. Los que sentimos por ella y soñamos con un mundo mejor debemos mantener la confianza en el Proyecto Social cubano. No dejarse dividir debe ser la premisa fundamental, mantener la unidad se hace cada día más necesario sobre todo en estos momentos en el que al parecer la izquierda está viviendo una de las crisis de identidad más profunda de los últimos años.

Divide y vencerás es la estrategia con la que políticos y gobernantes, oportunistas y demagogos tratan de indisponernos los unos a los otros, enfrentándonos o estimulando a sociedades enteras a rechazar a un grupo en particular, Alemania es uno de los ejemplos más palpable aquí en Europa.

La izquierda no está en crisis, son los valores humanos los que están en crisis, como también lo están la carencia de sentimientos de igualdad, fraternidad y de solidaridad entre los pueblos y la falta de voluntad para coexistir pacíficamente entre seres humanos y entre naciones soberanas.

El Internacionalismo debe constituir el baluarte fundamental en el trabajo de solidaridad, para lograrlo se hace necesario consolidar la unidad en el movimiento de solidaridad con Cuba y Venezuela para enfrentar esos intentos de dividirnos, intentos que podemos calificarlos con distintos adjetivos excepto de inocente o casuales.

La impunidad de la política hostil de EE.UU. contra Cuba y Venezuela es un retrato del mundo en el que vivimos hoy, es el resultado del pésimo estado de la democracia, del poder de los medios, su maquinaria propagandística y manipuladora y sobre todo de la apatía de los movimientos sociales y de izquierda fundamentalmente en Europa para enfrentar los verdaderos problemas sociales.

Unidad debe ser la palabra de orden, Solidaridad e Internacionalismo nuestra premisa fundamental.

Ahora más que nunca.

*Justo Cruz, residente cubano en Alemania, Coordinador de Cuba Si.

Martianos-Hermes-Cubainformación

Estos textos pueden ser reproducidos libremente siempre que sea con fines no comerciales y cite la fuente.

 

Lo último

01 de Octubre // 08:24
documentales-de-hernando-calvo-ospina-en-la-casa-de-la-solidaridad-en-estocolmo Comité Internacional Paz, Justicia y Dignidad a los Pueblos - Capítulo Suecia.- El viernes 27 de septiembre, la Asociación[...]
01 de Octubre // 08:10
bartolome-sancho-desmonto-tesis-sobre-crisis-humanitaria-en-venezuela-y-cuba Gerardo Moyá Noguera - Casa de Amistad Baleares-Cuba.- Bartolomé Sancho, periodista balear residente en La Habana y presidente de Honor de la[...]
01 de Octubre // 07:23
nueva-propuesta-literaria-cuba-frente-al-buen-vecino-entre-el-contrato-y-la-herejia Cubadebate.- “Cuba frente al buen vecino. Entre el contrato y la herejía”, libro del ingeniero y periodista Iroel Sánchez, será presentado el[...]
Revista
Lo + leido
Recomendamos